Menú

CASAS CAMPESTRES, LO MEJOR PARA VIVIR

Ver

SECTORES CAMPESTRES SE VALORIZAN

SECTORES CAMPESTRES  SE VALORIZAN

Si piensa invertir en vivienda, y en particular si se trata de una campestre, ya sea para arrendarla o cumplir el sueño de vivir en casa propia, hay aspectos que debe tener en cuenta para lograr elegir la que más le conviene.

Si va a comprar sobre planos, como recomienda Adriana Serrano, vicepresidente Comercial de Fénix Construcciones, debe buscar asesoría de una fiduciaria que le garantice que lo que le ofrecen es real. Otro aspecto a evaluar es el área construida del lote, apartamento o casa, así como el número de habitaciones y los espacios con los que contará, como el parqueadero, la terraza y el jardín.

Pero en cualquiera de los casos, lo que debe revisar sobre este bien inmueble que piensa adquirir, que como indican los especialistas es, en la mayoría de los casos, “para toda la vida”, es la valorización que tenga, la rentabilidad que se obtiene de un bien al restarle el valor de la inflación. Es decir, la ganancia neta que le queda al propietario al arrendarlo o negociarlo.

Sin embargo, los bienes inmuebles se valorizan naturalmente debido a factores externos, tales como el entorno socioeconómico y ambiental. Además, la construcción de obras de infraestructura, vías y centros de servicios en una zona significan confianza para la inversión. Y esto, por supuesto, incide en el incremento del valor de un bien inmueble, en este caso, de su casa.

Bajo esta premisa, los sectores que ofrecen ambientes campestres para construir vivienda o proyectos que además vinculan la naturaleza dentro de la construcción se valorizan más, si se tiene en cuenta que actualmente zonas como Pance, Jamundí y Dapa se ven beneficiados por las proyecciones de los gobiernos municipal y departamental para desarrollar vías que mejoran la conexión con Cali y el Valle.

Hay quienes afirman que esa teoría no es cierta, pero especialistas como el consultor financiero Memphis Viveros destacan que comprar vivienda en Colombia ha sido un buen negocio durante los últimos 20 años, pues esta se valoriza, independientemente de que sea campestre o no, en promedio, un 10% anual.

En el sur

Para Oscar Gómez, director de avalúos de Lonja de Propiedad Raíz de Cali y Valle del Cauca, uno de los sectores que repunta en cuanto a valorización natural de los inmuebles es el sur de Cali, específicamente las zonas de Pance y Ciudad Jardín, “porque gracias a los cambios que generó el Plan de Ordenamiento Territorial desde diciembre de 2014, el aprovechamiento de los predios cambió y mejoró; por eso ahora hay gran expectativa por seguir construyendo ahí”. El especialista señala que en ese espacio se desarrollan, en mayoría, proyectos de altura, y que la dinámica de construcción en la zona ha hecho que el suelo adquiera valor.

Gómez indica que en los barrios ya tradicionales, como Ciudadela Comfandi, Valle del Lili y La Hacienda, por la buena infraestructura vial, la demanda no se detiene y eso incrementa el valor de las viviendas. “En esos sectores la valorización es cercana al 10% en total”, puntualiza

El vecino de valor

El funcionario Óscar Gómez asegura que en Jamundí, la dinámica del crecimiento sigue siendo interesante.

Precisamente su dinamismo se debe en gran parte a las obras que ahí se desarrollarán.  Los proyectos para ampliar la Avenida Cañasgordas y la vía Panamericana, y para prolongar la Avenidad Ciudad de Cali, sumados a la construcción de la Avenida Sachamate en Jamundí, atraen la atención de constructores y compradores, lo cual tiene como consecuencia el incremento de la valorización.

Hacia el Norte

Gómez además comenta que en el Oeste, los barrios como Normandía, Santa Rita y Santa Teresita, al contar con poco espacio para construir y ser apetecidos, generan valorización de sus suelos.

Y aunque en el Norte los barrios que se destacan en este aspecto (Los Andes, Salomia y Sena) no son necesariamente aquellos campestres, la oferta y la demanda de vivienda han ido jalonando los precios hacia el aumento y se ha generado un fenómeno de valorización en el otro vecino apetecido por los caleños: Dapa.

Martha Cucalón, quien llegó hace diez años a Dapa  sostiene que la valorización que se ha dado en ese sector, se debe principalmente a que se han realizado obras de infraestructura, como la pavimentación de la vía que conduce al corregimiento de Dapa.

10%

se ha valorizado la vivienda nueva y usada a nivel nacional en los últimos 20 años, precisa Memphis Viveros, consultor financiero.

5,2%

fue el índice de valorización predial de la vivienda en Cali en el 2016, según el Departamento Administrativo Nacional de Estadística, Dane.

5,4%

fue la variación anual en 2016 del índice de valorización predial a nivel nacional, según indica el Dane.

6,3%

fue el nivel de valorización predial que presentó Cali en 2015, según el Dane, ocupando el puesto 11 entre las capitales que presentaron crecimiento de ese índice en ese año.

MATERIALES QUE EVOLUCIONAN AL CONSTRUIR

MATERIALES   QUE EVOLUCIONAN AL CONSTRUIR

Aspectos como el clima, el suelo y la ubicación son muy tenidos en cuenta a la hora de construir una casa campestre. Y dentro de todo este panorama también cobran importancia los materiales para edificarla.

“Los materiales para la construcción son variados, pero deben elegirse de acuerdo con las necesidades de sus dueños y los usos de cada residencia. En especial las casas de campo deben ser muy confortables y saludables, por lo cual la selección de los materiales es vital, aunque también se debe estudiar la afectación del sol, la influencia de los vientos, la humedad ambiental y el paisaje de su entorno cercano y lejano”, indicó el arquitecto Ernesto Guáqueta.

De hecho, en los últimos años, gracias a las políticas de construcción verde, muchas empresas han liderado desarrollos para hacer que los materiales sean amigables con el medio ambiente.

Un ejemplo de esta tendencia puede verse en las construcciones que buscan una reducción de consumo energético.

Así, los elementos que las componen como cubiertas, muros y ventanería son determinantes para el confort y el desempeño de los sistemas de aire acondicionado e iluminación.

Si usted es una de esas personas que está pensando construir una casa campestre, aquí le contamos lo que debe tener cuenta con relación a los materiales.

Concreto

El concreto es el más popular de los materiales por su capacidad de adaptarse a cualquier forma y porque contribuye al diseño de edificios de mayor durabilidad. En el pasado sus componentes lo convertían en enemigo del medio ambiente. Sin embargo, hoy este material se ha revitalizado, pues ya existe el concreto permeable, material sostenible desarrollado para tener versatilidad. Incluso, es una de las materias primas que más ayuda a reducir o mitigar el impacto ambiental.

Madera

Se califica de acuerdo con su dureza, elasticidad y densidad, por lo cual es usada en forma diferente para ebanistería, carpintería, marquetería y estructuras. Su exposición al sol, el viento, el ambiente húmedo y la falta de ventilación pueden afectarla.
“Los muebles empotrados de sala, comedor, habitación, estudio, al igual que las puertas están recubiertos con lacas, barnices y selladores, pero para mejorar su mantenimiento es bueno mezclar aceite de oliva con gotas de limón y limpiar, lo que rejuvenece la madera”, explicó Guáqueta, de Benhabitat Ltda.

Bambú

Su forma cilíndrica, hueca, en una enorme variedad de diámetros y longitudes, con membranas intermedias fáciles de perforar y muy fibrosas, le otorgan a este material una gran capacidad de resistencia a la compresión y flexibilidad. Es muy utilizado en el Eje Cafetero.
En la mayoría de los casos se combina con madera, arcilla, cal, cemento y hierro galvanizado.

TENGA EN CUENTA

construccion

  • Hay pinturas de muy diversa composición, como disolventes, pigmentos, resinas, la mayoría derivados del petróleo. 
  • Últimamente, se han lanzado al mercado productos que reemplazan a los hidrocarburos por componentes naturales, lo que se conoce como pinturas ecológicas y naturales.
  • El adobe (ladrillo de barro sin cocer secado al sol), conlleva muchos beneficios para el medio ambiente. Esto debido en particular a su bajo consumo de energía y a sus propiedades aislantes.
  • Todos los pisos de madera deben estar protegidos por cortinas o corta-soles para su buen mantenimiento. No se recomienda instalar pisos de madera en espacios como baños y cocinas por   los daños que conlleva la humedad.

 

VIVA EN ZONAS CAMPESTRES, VIVA SANO

VIVA EN ZONAS CAMPESTRES,  VIVA SANO

Caminar por un bosque, frecuentar jardines o parques, pasar tiempo junto a un arroyo, mirar un paisaje natural o hacer ejercicio al aire libre, aunque usted no lo crea, podrían convertirse en el mejor remedio para vivir saludable.

Tras más de una década de investigaciones, científicos del Laboratorio de Paisaje y Salud de la Universidad de Illinois, en EE.UU., concluyeron que una mayor exposición a entornos verdes podría reducir la tendencia a padecer enfermedades, mientras las zonas con menos presencia de la naturaleza se asocian con mayores tasas de obesidad y enfermedades cardiovasculares.

De hecho, un trabajo de los investigadores británicos Richard Mitchell, de la Universidad de Glasgow, y Frank Popham, de la Universidad St. Andrews confirmó que el contacto con espacios naturales mejora el funcionamiento del sistema inmune, ayuda a los diabéticos a tener niveles saludables de glucosa y mejora la salud de adultos mayores.

“Esto sin contar que en los entornos más verdes las personas se recuperan más fácil de una cirugía”, agrega Gloria Ramírez, psicóloga y directora de Escuela de Vida. De hecho, el científico Roger Ulrich señalaba en un artículo de la revista Science que en un hospital en las afueras de Pennsylvania se comprobó que el tiempo de recuperación de los postoperatorios se reducía en los pacientes cuyas habitaciones tenían vista a exteriores y que estas personas necesitaban menos analgésicos que quienes permanecían rodeados de cemento.

Pero los beneficios de esa relación con la naturaleza no paran allí. Según los investigadores, hace que la gente sea más generosa y sociable, que confíe más fácilmente en las personas y tenga mayor disposición para ayudar a los demás, ya que el color verde evoca calma y armonía.

Otras investigaciones han ido más allá, al afirmar que el contacto directo con entornos naturales mejora la salud mental. Se ha comprobado que contribuye a un mejor funcionamiento cerebral, que mejora la capacidad para concentrarse y ayuda a controlar los impulsos.

De hecho, Ramírez es enfática en que quienes caminan 90 minutos en un entorno natural tienen mayor claridad para encontrarle solución a los problemas y mantenerse alejados de las preocupaciones y la depresión.

Como si fuera poco, en el libro ‘La experiencia de la naturaleza: una perspectiva psicológica’, los investigadores Rachel y Steven Kaplan hablan de la “experiencia restaurativa”, es decir, de la capacidad que tiene la naturaleza para reducir el estrés y la fatiga mental.

Además, trabajos realizados por William Sullivan, Frances Kuo y Andrea Taylor de la Universidad estadounidense de Illinois aseguran que las personas que viven en entornos verdes muestran niveles más bajos de irritabilidad y agresividad. Lo contrario expone, en cambio, a hiperactividad y ansiedad.

Pero parece ser que la naturaleza es un combustible para el alma, según un estudio de la Universidad de Rochester, que sugiere que en lugar de recurrir a un café cuando se siente agotamiento, lo mejor es salir al aire libre. Por ejemplo, se ha constatado que quienes participan en excursiones o hacen actividad física en entornos verdes declaran sentirse más vivas y que el recuerdo de esas experiencias las hace sentirse más felices y renovadas. Así lo confirma Ramírez, quien asegura que estar en contacto con la naturaleza es una forma de cultivar el espíritu.

VIVA EN ZONAS CAMPESTRES,  VIVA SANO
VIVA EN ZONAS CAMPESTRES, VIVA SANO
VIVA EN ZONAS CAMPESTRES, VIVA SANO
VIVA EN ZONAS CAMPESTRES, VIVA SANO
VIVA EN ZONAS CAMPESTRES, VIVA SANO

  • El contacto con jardines y bosques tiene un efecto terapéutico. Por eso las viviendas de hoy no dejan de lado estos espacios, que además son muy estéticos.

UN JARDÍN DE OPORTUNIDADES

UN JARDÍN  DE OPORTUNIDADES

Existen diversas formas de crear distintos y adorables espacios vegetales exteriores, lugares prestos para la relajación y la diversión en familia o entre amigos. Pero no todas las personas conocen la forma de darle vida a estos espacios, que cada vez cobran más importancia en las construcciones de hoy.

De hecho, tal como lo indica Álvaro Velásquez, “Un buen proyecto paisajista que incluya un jardín es la tarjeta de presentación de la casa y favorece su valorización al paso de los días. Este se convierte en un espacio para disfrutar con la familia de un espacio diferente y la gran ventaja es que no tiene que salir de la casa”.

Generalmente, un buen jardín tiende a estar diseñado en función de sacar el mayor provecho del espacio.

Sin embargo, en la planeación de los mismos también cuentan algunos aspectos como la localización geográfica y el clima, pues se debe elegir la vegetación más apta. Igualmente, hay que considerar la presencia de vientos, la llegada del sol, las épocas de lluvias y la calidad de los suelos.

Por otro lado, de acuerdo con Edinson Obando, de Sativa, hay que considerar que “una planta, un árbol, un arbusto o una palma bien localizada, bien sembrada, con equilibrio y armonía, es mucho más valiosa, elegante e incluso más económica que un macizo de plantas que pueden representarle a las personas un mantenimiento más costoso”.

Gaudenci Galindo, del Centro de Jardinería Verde Flora, a su turno, subraya que cuando se piense en jardines es vital tener el acompañamiento de un experto, pues su asesoría permitirá que no se cometan errores como elegir plantas que no son, pasar por alto el mantenimiento o asesorarse por personas que no son profesionales.

“El primer consejo que siempre les damos a las personas es el compromiso, porque tener un jardín no solo es inversión de dinero, sino también de tiempo. Además, el cuidado requerido para un jardín tiene sus complicaciones y es para aquellos que aman estar rodeados de la naturaleza”, precisó la experta.

¿Qué tipo de plantas usar?

Veraneras: es un excelente elemento decorativo, debido a su forma y sus colores vivaces. Tiene la ventaja que se utiliza como trepadora para cubrir paredes, pérgolas y pilares.

Esta exótica planta es apropiada para un clima cálido, pues necesita permanecer expuesta directamente a los rayos solares.
Además, según Gaudenci Galindo, del Centro de Jardinería Verde Flora, deben regarse con agua tres veces al día, podarlas cada quince días y fumigarlas dos veces al mes.

También es recomendable fertilizarlsa con abono orgánico en pequeñas cantidades cada quince días.

Sanguíneas: Son plantas tropicales rizomatosas que alcanzan los 60 centímetros de altura.

Se recomienda regarlas solo con agua y su mantenimiento es simple, pues no necesitan poda, solo con remover las hojas estropeadas es suficiente.
Crotos: Crecen en lugares con luz intensa y se desarrollan a temperatura ambiente. Además son muy decorativos por su follaje brillante y colorido, así como por la diversidad de formas que tienen.

Para su cuidado se recomienda un fertilizante tipo foliar alto en nitrógeno, cada 15 días.

Pinos: existe una amplia gama de pinos, por lo cual se recomienda el uso del Pinus nigra ‘Hornibrookiana’ o el Pinus strobus (Nana), que por su tamaño se ajustan muy bien a los jardines exteriores.

Flores: para ambientes como el de Cali, las flores más recomendadas son las marigold y plumosas. Para cuidarlas se recomienda aplicar un producto conocido como triple 15, que ayuda a mantener el follaje. De igual manera, puede utilizarse un producto conocido como florecencia, que le permitirá a las flores mantener su color y brillo sin sufrir daños ocasionados por el sol.

jardin